Ante el anuncio realizado por las autoridades de la Comisión Nacional de Emergencias, CNE, y el Instituto Meteorológico Nacional, IMN, sobre el impacto que tendría el fenómeno El Niño, para lo que resta del 2023 y 2024, en el territorio nacional, el Ministerio de Agricultura y Ganadería ha emitido una serie de recomendaciones para que las personas productoras preparen sus unidades productivas y minimicen las consecuencias.

“El llamado más importante que hacemos es que todas las personas estén atentas a sus unidades productivas. A la vez incentivamos a las y los productores, organizaciones y agro empresas, que, implementen las acciones necesarias para ser más resilientes a las distintas condiciones climáticas que se presenten en el país. Recordemos que la producción agropecuaria es dependiente en su totalidad del recurso hídrico y el déficit o aumento de precipitaciones afectaría de forma negativa todos los parámetros productivos importantes de los sistemas agropecuarios”, señaló el ministro de Agricultura y Ganadería, Víctor Julio Carvajal Porras.

Llaman a preparar sus fincas con forrajes, carga animal y gestión del recurso hídrico

El MAG, tomando en cuenta los pronósticos realizados y las proyecciones de los posibles impactos climatológicos que tendrían influencia sobre el territorio nacional, ha realizado un trabajo para acompañar a las personas productoras, a la vez que emite recomendaciones para cada actividad productiva que podría verse afectada.

De conformidad con la Directriz Presidencial MAG-INA, se están impartiendo capacitaciones para fortalecer el conocimiento de los productores. Algunas de las capacitaciones contempladas son: Conservación de forrajes, Suplementación estratégica y planificación de finca, Carga Animal, Importancia de gestionar el recurso hídrico, Manejo de pasturas, Bancos forrajeros, Cosecha de agua, Sistemas de cobertura de suelo, Sistemas de riego, Producción en ambientes controlados y Producción de bioinsumos, entre otros. 

También se ha coordinado con La Liga Agrícola Industrial de la Caña de Azúcar, LAICA, para asignar una cuota de melaza, para ser distribuida entre las diferentes Cámaras de Ganaderos, de las posibles zonas vulnerables. Además, se logró mantener la cuota asignada de azúcar con el fin de suplementar los apiarios nacionales.

En conjunto con el Instituto Nacional de Innovación y Transferencia en Tecnología Agropecuaria, INTA, se ha logrado disponer de 12 mil kilos de semilla de maíz y 2500 kilos de semilla de sorgo. Este insumo permitiría la siembra de al menos 600 hectáreas.

Con empresas privadas se ha realizado un trabajo de coordinación, con el objetivo de disponer de pacas de silo de piña y pulpa de naranja como suplementación animal de alta calidad.

Además, se ha coordinado para que la producción de heno que se desarrolle en el Distrito de Riego Arenal Tempisque, DRAT, pueda ser utilizada para alimentación animal en diferentes épocas del año. En el DRAT existen 250 productores que cuentan con unas 3.000 hectáreas para producción de heno, en total se producen 900.000 pacas por año.

En cuanto a recursos económicos para las personas productoras que requieran financiamiento para actividades de adaptación y preparación ante el impacto que tendrá el déficit de lluvias, el MAG, a través del Sistema de Banca para el Desarrollo, ha trabajado un programa de crédito que pone a disposición cerca de 5 mil millones de colones, los cuales se colocarán a un interés de tasa básica pasiva + 2, por medio de operadores autorizados, entre ellos  el  Banco Nacional  que ya tiene disponible dichos recursos para las personas interesadas.

Así mismo El Instituto de Desarrollo Rural, Inder, pone a disposición de las personas productoras el servicio de Crédito Rural, que incluye una línea especial, con una tasa del 4%, para actividades que involucren buenas prácticas ambientales y rehabilitación de afectaciones climáticas.

Además, mediante la alianza estratégica con Fundecooperación, se ofrece financiamiento del programa Crédito Pro+Clima, el cual establece condiciones a la medida, requisitos sencillos y acompañamiento para implementar tecnologías climáticas que mejoren las condiciones de la finca, aumenten la resiliencia y favorezcan la producción. Por medio de la alianza con Fundecooperación, se fomentarán prácticas como el establecimiento de bancos forrajeros, aumentar la disponibilidad de agua para animales y plantaciones, preparar los terrenos con drenajes, zanjas bordo, para hacer frente al exceso en precipitaciones.

Así mismo, se insta a todas las personas productoras que ante cualquier duda o requerimiento de información que se acerquen a las Agencias de Extensión Agropecuaria más cercanas a su comunidad. Actualmente el MAG cuenta con 85 Agencias a lo largo y ancho de todo el país.

“Reiteramos el llamado a las personas productoras para que implementen en sus fincas técnicas que permitan la recolección y uso eficiente del agua, la conservación de forrajes y aprovechen todos los recursos posibles de las mismas unidades productivas para depender menos de factores externos”, concluyó Carvajal Porras

Enlace para ver recomendaciones emitidas por el MAG para cada actividad productiva: https://bit.ly/3P10Yw4     

/CCM

Exit mobile version