Vulcanólogos registran pequeña actividad sísmica en Volcán Platanar de San Carlos

Publicidad

Hoy en conferencia de Prensa los expertos en vulcanología, Mauricio Mora del Red Sismológica Nacional, Geofrey Avard del Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Costa Rica (OVSICORI), Guillermo Alvarado de la  Red Sismológica Nacional, ICE y Universidad de Costa Rica, detallaron que mantienen monitoreado el Volcán Platanar ubicado a 8 kilómetros al sureste de Ciudad Quesada

Los expertos ofrecieron en la Comisión Nacional de Emergencia una Conferencia de Prensa para dar a conocer  el estado de los volcanes en Costa Rica y detallaron que el Volcán Platanar o Congo registra poca sismicidad, pero se mantiene vigilado.

Explicaron los expertos que aunque se mantiene equipo de monitoreo en la zona, es necesario ubicar más para obtener mayores registros.

El caso del Volcán Arenal, los vulcanólogos dijeron que la actividad sismológica registrada el año pasado y lo va de este es muy poca.

Con respecto al Volcán Rincón de la Vieja, la sismicidad ha bajado en los últimos meses, aunque el año pasado estuvo muy activo.

El volcán Platanar (2183 msnm), también conocido como “cerro Congo” es un estratovolcán inactivo, localizado a 8 km al sudeste de Quesada, San Carlos, Costa Rica, en la Cordillera Volcánica Central. Este volcán se encuentra protegido dentro del Parque Nacional Juan Castro Blanco.

El Platanar es un estratovolcán imponente formado a partir de coladas de lava, cuya silueta puede observarse claramente desde diversos puntos de Quesada. Geológicamente, es hermano del volcán Porvenir, ubicado 3 km al sur del Platanar.

Presenta en su parte superior y hacia el noroeste un cráter erosionado. Hacia el noreste de este cráter existen indicios del borde de una caldera antigua (1860 msnm). Su superficie abarca 50-90 km². En el flanco oeste, existen flujos de lava prehistóricos. Otras coladas de lava pueden observarse hacia los flancos oeste y noroeste, una de ellas limitada por las quebradas El Palo y Las Nubes. La colada Florida corresponde a la última actividad efusiva de este volcán. Esta colada posee crestas de presión que pueden ser observadas desde el aire.

Publicidad