Puente ferroviario más largo de Centroamérica sucumbe lentamente en límite entre Sarapiquí y Pococí

Estado deplorable amenaza su estructura

El río Chirripó más conocido como Río Sucio, en el sector de Finca 5, separa a los cantones de Sarapiquí y Pococí. Ahí, en ese punto se resiste a la muerte el puente ferroviario más largo de Centroamérica, cuyo abandono es tal, que el comején devora sus vigas de madera y el hierro y acero se doblegan ante el paso de los años sin que el INCOFER vuelva la mira hacia él.

Durante un recorrido para el periódico La Región por varias fincas de la comunidad de Río Frío, llegamos a esta imponente infraestructura de 460 metros de longitud. Su estado deplorable, las vigas de madera comidas por comején, los rieles y su estructura de hierro corroída por la falta de mantenimiento y el río ya se devoró 200 metros del puente.

María Fernanda Arias de la oficina de prensa del Instituto Costarricense de Ferrocarriles INCOFER, le consultamos sobre los planes que tiene la Institución con este puente y contestó:  “A corto plazo no lo tenemos, tenemos sí a corto plazo planes de mantenimiento de vía férrea en distintos sectores de Limón donde transportamos carga.

Este puente con más de 35 años de construido (administración de Rodrigo Carazo Odio entre 1978 y 1982) sigue siendo el más largo de Centroamérica y formó parte de la línea férrea por donde salían los productos de exportación de Sarapiquí hacia el puerto de Moín en Limón, especialmente el banano.

Actualmente existen iniciativas como la de la Agencia para el Desarrollo de la Región Huetar Norte que busca rehabilitar esta línea férrea y extenderla hasta Muelle de San Carlos, como parte de una estrategia para facilitar el transporte de los productos de exportación y mercancías que ingresan y salen por el puesto fronterizo con Nicaragua en  Tablillas de Los Chiles

Compartir

Fotoreportero de Sarapiquí – Producción y Locución Radiofónica INA –
alfiegatgens@gmail.com

Deja un comentario